fiesta-tabera-briviesca
Juego de 'la taba' en Briviesca

En Briviesca, capital de la comarca burgalesa de La Bureba situada entre Burgos y Miranda de Ebro, el martes anterior a la festividad de la Ascensión, coincidiendo con las Fiestas de Santa Casilda, se celebra el 'Día de la Tabera'.

Por la mañana, el pueblo acompañado de las autoridades, se traslada en romería al Santuario de Santa Casilda. La romería consiste en una procesión y una misa que se realizan en el Santuario, que está a once kilómetros de Briviesca. Tras los actos religiosos tiene lugar una comida multitudinaria, simbólica de pan y vino, en la explanada del ‘Pozo Blanco’.

Además, por supuesto de prepararse todos para el gran certamen del tradicional juego de la 'Taba', que inaugura la autoridad de mayor rango asistente a la Romería al Santuario de Santa Casilda.

Por la noche, ya en Briviesca, se colocan mesas en todos los establecimientos y peñas de la ciudad, continuando el juego hasta altas horas de la madrugada, no habiendo límite en las apuestas y jugándose cantidades asombrosas de dinero. Briviesca se convierte por una noche en un gran casino al más puro estilo de Las Vegas. La Fiesta de La Tabera es una de las fiestas populares más importantes que tiene Briviesca. d.

La Taba, conocido en Briviesca como La Tabera, es un juego tradicional donde el protagonista es un hueso de cordero, llamado taba, y gira en torno a la posición en la que cae cuando se lanza sobre la mesa. Según esta posición ganan unos u otros. Puede caer en 4 posiciones, 2 de pié y 2 tumbada. En estas 2 últimas no gana nadie y se sigue tirando. De las posiciones de pie, si sale la parte cóncava de la taba, pintada de algún color (‘carne’), gana el que ha comprado la taba, y si cae por la otra cara (‘culo’), ganan los que apuestan, teniendo opción estos a tirar la taba y apostar contra los restantes jugadores, siendo muy típico que se hagan apuestas de altas sumas de dinero. Uno de los jugadores ‘compra’ la taba, conocido por 'tabero', para iniciar el juego, y se compromete a casar (doblar) las apuestas que se echan sobre la mesa. El 'baratero' se encarga de casar y vigilar las apuestas. 

Esta fiesta popular, genuinamente briviescana, de gran fervor y la cual encanta a todos los que gustan del juego, congrega todos los años a muchos turistas y habitantes de la provincia de Burgos. Pues, además de los romeros que se acercan al Santuario de Santa Casilda, las calles son copadas por gente que se acerca de todas partes.

Si eres de esos que piensan que cuando hay una mesa de juego siempre hay perdedores, tal vez te parezca un desperdicio, sin embargo, el Día de la Tabera en Briviesca ha sido declarado fiesta de Interés Turístico Regional.

Si por el contrario eres uno de los amantes del juego y te diviertes con ello, esta fiesta tradicional, no puede quedar por fuera de tu viaje si acaso recorres la provincia de Burgos o Castilla y León.

Origen e Historia de la Tabera

Data del año 1794 y tiene su origen en las rogativas que antiguamente se hacían y que hoy todavía se hacen, en honor a Santa Casilda, por la prosperidad de la ciudad y la fertilidad de los campos.

A principios de siglo se celebraba esta fiesta, el llamado ‘martes de letanías’, dos días antes de la festividad de la Ascensión, cuando el clero de Briviesca iba en procesión al Santuario de Santa Casilda, invocando a los Santos. Presidía la comitiva el párroco y el clero parroquial, con cruz alzada, seguido por una representación del Ayuntamiento, así como por peregrinos que, a pesar de lo duro del camino, acompañaban a la comitiva hasta la plaza de la ermita. Allí el capellán del Santuario, con la cruz alzada, recibía al clero, autoridades y séquito y, a continuación, tenía lugar la misa, terminando con la procesión de la Santa. Concluida la procesión, las propias autoridades iniciaban, al igual que se hace ahora, al juego de la Taba, cruzándose las apuestas.

fiesta-tabera-briviesca-1
Procesión de Santa Casilda en el Santuario

En la celebración de la Tabera, confluyen dos tradiciones, la celebración litúrgica de las rogativas de primavera y el voto hecho por el Ayuntamiento de Briviesca de honrar a Santa Casilda.

En el rito litúrgico figuraba una procesión penitencial durante la cual se cantaban letanías y una misa votiva, a esta procesión acudían todas las autoridades, con lo cual dejaban el bastón de mando, según unos, a la persona más anciana que se quedaba en Briviesca, según otros, al tonto del pueblo y la población aprovechaba para jugar a juegos normalmente prohibidos, siendo el más famoso el de la Taba.

Ni la larga prohibición que pesó sobre los juegos de azar durante el régimen anterior pudo con la Tabera que rebrotó una y otra vez, hasta que la Guardia Civil lo dejara por imposible. Hubo un año en que las autoridades intentaron suprimir el juego de la Taba. Pero todo fue inútil, la gente siguió jugando. Quizás si el juego de la Taba fuese todos los días, habría que suprimirlo. Pero nuestro día de La Tabera, es sagrado. Ya lo indica el dicho castellano: una vez al año, no hace daño.

Publicado en briviesca.com

Actos del Día de la Tabera

taberabriviesca
La Rogativa de la Tabera en el Santuario
Martes anterior al jueves de la Ascensión

10:00

ROGATIVA en Briviesca con la Cruz Parroquial cantando letanías desde Iglesia San Martín hasta Plaza Santa Casilda.

13:00

En el Santuario de Santa Casilda RECIBIMIENTO de la Cruz Parroquial de Briviesca por la de Santa Casilda.

PROCESIÓN con la imagen de la Santa y MISA.

A continuación, INAUGURACIÓN del juego de la Taba por la autoridad presente de mayor rango.

14:30

BENDICIÓN de paellas y comida campestre.

17:45

Traslado a Briviesca para INICIAR EL JUEGO DE LA TABA

Este programa está sujeto a variaciones.